Reseña: La tumba de Aurora K. - Pedro Riera

domingo, 6 de abril de 2014

Título: La tumba de Aurora K.
Saga: Autoconclusivo
Autor/a: Pedro Riera
Editorial: Edebé
Nº Páginas: 316
ISBN: 9 788468 312507
Precio: 9.95€
Habíamos viajado hasta el pequeño pueblo de Clayton para que mi padre tomara las muestras de ADN y averiguara si aquella mujer, Aurora K., era la “madre de mi padre”. La biológica. Y remarco lo de la “madre de mi padre” porque, para mí, aquella mujer nunca sería mi abuela. Mi abuela era la otra, la de toda la vida, la que montaba multitudinarias partidas de cartas con mis primos, la que me hacía empanadillas de pollo para mi cumpleaños, la que nos contaba aquellas asombrosas historias sobre la vida en Turenia antes de la guerra… Y ninguna prueba de ADN iba a cambiar eso. No me importaba que su sangre no corriera por mis venas, ni la del abuelo, ni la de mis primos. Ellos eran mi familia. Yo era y sería siempre una Pekar. Pero me temo que me estoy liando… Mi padre no se cansa de repetirme que las historias hay que explicarlas desde el principio. Y esta historia es demasiado extraordinaria, así que la empezaré de nuevo. Desde el principio…
Hoy os vengo a hablar de un libro que me ha encantado y enamorado. Es el ganador del premio Edebé de literatura juvenil, y después de haberlo leído pienso que es un premio más que merecido. Espero que más de uno le de una oportunidad, y descubráis este maravilloso mundo que ha creado Pedro Riera.

La historia está narrada en primera persona por Anna, una de nuestras protagonistas. Ella es una chica távara que no vivió la guerra entre távaros y urenos por sí misma pero su padre sí, por lo que nos cuenta lo que ha escuchado y lo que le han enseñado en el colegio. Como su padre y quien ahora es su abuelo (no biológico) hicieron todo lo posible para que salieran adelante todos los távaros juntos, como su familia ha sido importante para lo que es ahora su pueblo.
"-[...] El hombre que me enseñó todo lo que sobre béisbol, con el que aprendí a amar ese deporte, era un vecino, un viejecito encantador. Pasé muchas tardes oyéndole hablar de béisbol y nos hicimos amigos. Él era seguidor de los Rockies. Por eso me alegraba cada vez que su equipo ganaba, porque sabía que esas victorias le hacían feliz a él. Así aprendí que se podía ser hincha de los Green Gloves sin odiar a los Rockies. Tus tíos siguieron metiéndose conmigo y diciéndome que yo no era un auténtico greenie. Su actitud me dolía horrores pero no consiguieron que odiara a los Rockies. Y si aguanté fue sobre todo porque sentía que, si cedía, traicionaría a mi amigo, y me habría traicionado a mí mismo. Porque, hija, ceder a la presión del grupo y adoptar como propia la opinión de los demás puede ser muy peligroso. Y ahora ya no te estoy hablando de béisbol."
Realmente, la historia no se centra en la guerra sino en las consecuencias de ella. Como a pesar de que concluyó hace mucho tiempo, todavía estos se siguen odiando entre sí. Incluso los que no vivieron la guerra se siguen dejando llevar por lo que le cuentan, y eso hace que nazca un odio inflado cada vez más por lo familiares. Incluso, por mucho que te conozcan desde pequeño, la gente te puede dar la espalda por algo como el odio entre pueblos y familiares. 

Durante toda la novela vivimos con la protagonista la investigación de quién fue su abuela, ya que su padre perdió a su familia en la guerra y fue adoptado por otra, y las consecuencias que este descubrimiento les puede ocasionar. Hay un pequeño indicio de romance que perfila y complementa la historia. El autor ha sabido crear una guerra e hilar todos los acontecimientos de una forma increíble. Todo está muy bien hilado y no se le escapa nada. Y a pesar de que estas historias no me suelen gustar, me ha mantenido en vilo hasta el final.
"-¿Pero con qué autoridad moral podemos exigir que nos pidan perdón si nosotros no somos capaces de disculparnos por el daño que causamos? Y no me refiero a los asesinatos que cometieron las milicias távaras, Anna. Me refiero al ureno cuya casa asaltaron anoche. ¿Sabías que uno de los ladrillos que les lanzaron cayó a un palmo de la cabeza del niño? De haberle dado, podía haberle matado. ¿Y por qué? Porque es un niño ureno. ¿Te parece un buen motivo para matar a alguien? No sé a ti, pero a mi me recuerda demasiado a los argumentos que utilizaron las Hienas de Kiril para asesinar a nuestra familia."
El final me ha emocionado, hay demasiados giros en la trama que no te esperas, pero en especial el final, es bastante perfecto y el más indicado. Por un momento pensé que iba a ocurrir un milagro y todo se iba a arreglar por arte de magia ya que quedaban muy pocas páginas para acabar, algo que le quitaría muchos puntos a la novela, y dudaba mucho que todo se solucionara tan rápido. Pero lo ha hecho, y de una forma que no me ha quedado otra que admirar al padre de Anna por encima de todo. Este personaje se ha convertido en uno de mis favoritos de la literatura juvenil.
Os lo recomiendo totalmente, y se que esta reseña no le hace justicia. Me ha costado mucho escibirla y realmente no he podido trasmitir todo lo que ha sido para mi esta historia. Por mucho que no os gusten este tipo de historias o que la sinopsis no os llame mucho, dadle una oportunidad porque no os vais a arrepentir. Además, no tenéis excusa, es bastante económico

La tumba de Aurora K., es una novela que recomiendo a todo el mundo. Lo tiene todo, misterio, giros inesperados, intriga, e incluso un poco de romance y acción que hace que no quieras parar de leer. Si no te gustan este tipo de novelas, dale una oportunidad porque no te decepcionará.
*Agradecimientos a Edebé por el envío del ejemplar*

4 comentarios:

  1. No conocía este libro.
    Pero después d eleer tu reseña me lo apunto ^^
    Gracias <3

    ResponderEliminar
  2. No lo conocía, pero me has dejado con unas ganas tremendas de leerlo.
    ¡Besos!

    ResponderEliminar
  3. Vaya que notaza! No la conocía, pero me la llevó apuntada. Besoss

    ResponderEliminar
  4. Coincido plenamente con la reseña, el libro es fantástico.

    ResponderEliminar

¡Dejad vuestra opinión pero, sobre todo, respetad! ¡No admitimos spam!

Santa Template by María Martínez © 2014